Un tuit hizo desaparecer 580 millones de dólares

 

Un error de cálculos o una definición de alguna persona demasiado influyente puede causar perdidas o ganancias millonarias en minutos. Lo cierto es que un un simple tuit hizo desaparecer 580 millones de dólares en pocas horas. Claro que el mensaje lo lanzó Elon Musk, el sudafricano fundador y dueño de la marca de autos eléctricos Tesla.

Hace unas semanas Tesla había anunciado el lanzamiento de su Model 3, el auto más chico y que se trasformará en el más económico de la marca (se especula con que costará unos 30 mil dólares en los Estados Unidos). Sin embargo, no se dieron mayores detalles. Especialmente en quién se encargaría de proveer las baterías para este modelo. A esa ola se subió Samsung SDI, una división de Samsung. Los rumores indicaban que la empresa coreana estaba trabajando con Tesla para desarrollar las baterías del Model 3.

La gran perjudicada fue Samsung

Bastó un tuit de Musk, claro y contundente, para despejar cualquier tipo de especulación. «Me gustaría aclarar que Tesla está trabajando exclusivamente con Panasonic para las celdas del Model 3. Las noticias que dicen lo contrario son incorrectas «.

Ese mensaje en la red social del pajarito hizo que al otro día las acciones de Samsung SDI se hundieran un 8 por ciento, que traducidos a billetes representan unos 580 millones de dólares. En el mismo período, Panasonic se valorizó unos 800 millones.

Comentarios

comentarios

Se el primero en comentar en "Un tuit hizo desaparecer 580 millones de dólares"

Deja tu comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.