Tragedia de Once: podrían ordenar la detención de Julio De Vido

La Cámara Federal de Casación Penal rechazó la apelación del exministro de Planificación Federal Julio De Vido para que la Corte Suprema de Justicia de la Nación revise su condena de cinco años y ocho meses de prisión por la tragedia ferroviaria de Once, ocurrida en febrero de 2012.

En diciembre, Casación confirmó la pena, pero el ex funcionario reclama su absolución y pretender recurrir al máximo tribunal para dar vuelta el fallo.

Pese a la reforma del Código Procesal, por la que quedará en libertad hasta que la Corte no se pronuncie, ahora a De Vido le queda solo una instancia para evitar la cárcel: el recurso de queja.

Los camaristas Gustavo Hornos, Liliana Catucci y Eduardo Riggi votaron de forma unánime el rechazo del recurso extraordinario presentado por la defensa del ex ministro de Cristina Kirchner.

También rechazaron, de forma mayoritaria, el pedido del fiscal Raúl Plee, que solicitó que la pena dictada contra De Vido se agrave al sumar el delito de estrago culposo.

La Sala III consideró que el funcionario no controló el desempeño de las firmas que tenían concesionada la explotación del servicio ferroviario de la línea Sarmiento, lo que terminó por generar un perjuicio para el Estado y la disminución de la vida útil del material rodante.

En su fallo, los camaristas recordaron que en la resolución adoptada por el TOF 4 se había explicado que “esa falta de mantenimiento del material rodante, se vio reflejada en la disminución de su vida útil a la par que generó que el Estado se viera obligado a afrontar reconstrucciones integrales de esos bienes, erogaciones que, de haber sido debidamente mantenidos por la empresa concesionaria, no habrían sido necesarias”.

Comentarios

comentarios

Se el primero en comentar en "Tragedia de Once: podrían ordenar la detención de Julio De Vido"

Deja tu comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.