Todo lo que hay que saber sobre el nuevo registro de contratos de alquiler ante la AFIP

Los propietarios de todo el país estarán obligados desde este lunes a registrar los contratos de alquiler de bienes inmuebles urbanos y rurales, locaciones temporarias y de espacios o superficies fijas o móviles, al comenzar a regir el Registro de Contratos de Locación de Inmuebles (RELI) que reglamentó la AFIP según lo estableció la ley de alquileres.

La AFIP estableció que los contratos celebrados a partir del 1 de julio de 2020 y que continúen vigentes, así como aquellos concretados durante marzo de 2021, gozarán de un plazo excepcional para su registración hasta el 15 de abril.

Según la normativa, se deben informar a la AFIP los contratos de locación y sublocación realizados por cuenta propia o de terceros, ya sea que se hayan firmado en forma presencial o a través de plataformas online. El listado incluye el alquiler de inmuebles urbanos, propiedades rurales, alquileres temporales, urbanos o rurales, con fines turísticos o similares y cocheras.

Locaciones de espacios o superficies fijas o móviles -exclusivas o no- delimitados dentro de bienes inmuebles. Por ejemplo, locales comerciales o “stands” en supermercados, hipermercados o shoppings.

La obligación es del locador, ya sea una persona física, empresa o sucesión. Si el propietario lo desea, puede delegar ese trabajo en algún intermediario, como la inmobiliaria. El locatario, por su parte, tiene la posibilidad de realizar la inscripción ante AFIP hasta seis meses después del vencimiento del contrato.

Una vez firmado el alquiler, hay 15 días corridos de plazo para realizar la inscripción. No obstante, en el caso de los contratos que se hayan hecho entre el 1 de julio del año pasado y el 31 de marzo de 2021, la AFIP dio un plazo especial hasta el 15 de abril.

Pese a ello, los contadores pidieron prorrogarlo hasta el próximo 30 de agosto debido a que faltaba actualizar la web del organismo.

Él trámite se realiza en la web de AFIP a través de la opción “Declaración de Contratos” del servicio “Registro de Locaciones de Inmuebles-RELI-CONTRIBUYENTE”.

Se requiere CUIT y clave fiscal, como mínimo de nivel 3. Allí se deberá indicar si se trata de bienes inmuebles urbanos o rurales, la modalidad de la operación (permanente o temporaria) y registrar cada contrato según la categoría (locador urbano, arrendador, locador temporario o locador de superficies dentro de bienes inmuebles). A efectos de la validación sistémica de la categorización realizada, los sujetos obligados deberán:

En el caso de los locadores, tendrán que indicar si actúan por cuenta propia o de terceros. Los intermediarios, en tanto, deberán indicar el número de matrícula y entidad regulatoria de la actividad que la emite.

Al declarar el alquiler, el locador blanquea ese ingreso y tiene que emitir una factura por el mismo. Si el contribuyente ya estaba inscripto en el Impuesto a las Ganancias, tendrá que tributar la parte correspondiente por el alquiler.

En realidad, los contadores explican que ese pago estaba previsto desde siempre pero, al mantener los contratos en la informalidad, muchos propietarios lo evitaban.

Comentarios

comentarios

Se el primero en comentar en "Todo lo que hay que saber sobre el nuevo registro de contratos de alquiler ante la AFIP"

Deja tu comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.