En China la gente duerme en las calles para hacer frente a temperaturas de 50 grados

Es la primera vez en casi un siglo y medio que los chinos enfrentan una ola de calor tan potente y agobiante como la actual. Ya fueron confirmados cuatro muertos por las altas temperaturas, en medio de un verano con seguidilla de alerta roja.

Este martes, el termómetro marcó 40,5 grados, el cuarto día más caliente del año. El récord tuvo lugar hace casi una semana, el viernes 21 de julio, cuando la marca llegó a 40,9 grados en medio de un calor que no se siente desde hace 145 años.

Y no es sólo eso. En China no hay sombra que repare el golpe de la humedad, que mezclado con los altos niveles de contaminación provocan que la sensación térmica sea de diez grados más, de acuerdo con lo publicado por el diario El Comercio.

Además de los muertos, decenas de personas de la tercera edad debieron ser internadas con insolaciones y otras patologías. La alarma está encendida en los hospitales, dado que la situación puede agravarse con síntomas como pérdida de conciencia y fallos orgánicos, insuficiencia cardíaca o respiratoria, edema pulmonar o cerebral.

Para hacerle frente al clima, varios chinos tomaron medidas extremas: algunos se meten en locales de venta de colchones para descansar gracias al aire acondicionado, un sistema del que no disfrutan todos los habitantes; otros deciden tirarse en las calles para sentir la leve brisa.

Comentarios

comentarios

Se el primero en comentar en "En China la gente duerme en las calles para hacer frente a temperaturas de 50 grados"

Deja tu comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.